Charla entre la razón y el corazón…

¿Y si en realidad el tiempo no lo pudiese todo, si no fuese tan cierto que las cosas con el pasar de los días se van olvidando, o las heridas no se van cerrando, cuantas cosas cambiarían?
Porque es muy fácil pensar que con solo dejar pasar los días, meses o años las cosas se solucionan, y lo peor es que uno se auto convence, y se cree un superado, alguien que tuvo la suerte de superar un dolor y sobreponerse, y se vuelve a sentir fuerte…
Sin embargo, un buen día, quizá el menos pensado, todo el castillo que creías tan sólido comienza a temblar, porque te encuentras de nuevo cara a cara con el dolor, con ese sentimiento tan helado y tan dormido del que ya casi ni te acordabas, y que, muy a pesar de todo, sigue ahí, y comienza a despertarse con todas las fuerzas acumuladas por el tiempo en que estuvo inactivo y quiere salir, quiere gritar que está vivo y que va a dar pelea, por que la RAZÓN piensa:
¡Otra vez no! ¿o acaso no te acuerdas el tiempo que te costó volver a ponerte en pie?, ¿o no te acuerdas de esas noche sin dormir, de esos desvelos y angustias, de tus días vacíos, de tus noches sin estrellas?
¿Quieres realmente volver a vivir todo eso, o ahora que ya estas de pie no sería mejor que anduvieras por otros caminos? Porque, sinceramente, amores no te faltan, tienes la capacidad de enamorar a quien quieras, y te vas a hacer problema por un hombre/una mujer que, en realidad, no sabes si te quiere, no sabes si te engaña?…
¡Piensa! ¡no te equivoques! Una vez creíste tocar el cielo con las manos y en un instante descendiste al más profundo de los infiernos, ¿crees que vale la pena?
Haz lo que te digo, no existen los amores eternos, y seguramente, todo eso lo único que te va a hacer es ilusionarte y volverte a lastimar
Y se hace un silencio eterno…
El CORAZÓN, aturdido por las palabras de la RAZÓN, se queda sin aliento, pero después de un rato de pensar, donde la RAZÓN ya creía tener ganada la partida, el CORAZÓN replica:
No sé si tus palabras son del todo ciertas, pero sí sé que no son tampoco del todo equivocadas: no es lo mismo pensar que sentir, no es lo mismo razonar que hacer las cosas impulsivamente, porque los que piensan son aquellos que nunca se arriesgan, y pobre de aquel que no esté dispuesto una vez en su vida a perderlo todo por la persona que ama, pobre de aquel que no está dispuesto a olvidar, porque nunca será perdonado, pobre de aquel que es tan ciego y vacío, que no es capaz de dejar de lado todas las trivialidades de la vida por amor… Pobre de quien teniendo en frente el amor de su vida, no es capaz de quitarse la careta y sentir…
Porque el amor no sólo es alegría, no solo es paz y ternura, el amor es también dolor y lágrimas, es angustia y desvelo, es muchas cosas, pero bueno… la verdad es que no sé qué pesa más, si la RAZÓN o el CORAZÓN.
Lo que si sé es que si uno no siente se transforma simplemente en una roca, una cosa que no es capaz de demostrar cariño y confianza, un cuerpo sin alma.
Por eso creo que uno debe jugarse por lo que siente… le puede salir bien o mal, puede equivocarse o vivir el resto de su vida con la persona que ama… lo que sí es cierto es que jamás perdonaría a alguien que por rencor o desconsuelo no sea capaz de tomar a la persona que ama, y gritarle a todo el mundo que por ella daría la vida…
Y, por último, otra cosa que tengo bien clara, es que el que se enamora soy yo, y el amor se siente con el CORAZÓN, no con la CABEZA“.
Se hizo el silencio… y, sin mediar palabra, el CORAZÓN, decidió tomar el camino correcto… y fue tras el amor…
Autor desconocido

Otros lo hubieran abortado hoy día

 

Aquí aparezco otra vez. Despúes de unos largos 7 meses mas o menos. ¿La razón? Pues nunca imagine que iba a recibir tantos mails pidiendo que vuelvan a aparecer mis post por aquí. La verdad no se si me dedique a escribir como antes, pero al menos haré el intento de escribir algo cada tanto. Lamento haber borrado todos los escritos míos, pero bueno…ya habrán nuevos.

Ahora se preguntaran a que va el titulo del posteo. Simplemente apunta a que muchas veces nos dejamos vencer por situaciones o problemas, o como diríamos algunos, “bajar los brazos”. Ahora para poder vencer todo esto de lo que hablo, creo que es importantísima la fe. Quizás no compartan opinión conmigo, pero cuando digo fe me refiero al creer en algo que nos hace fuerte (Mas allá de si son creyentes o no, si ese creer en algo es un objeto o pensamiento, etc). La creencia en nuestras bondades, posibilidades y talentos, tanto como en los de nuestros semejantes, es la energía que mueve la vida hacia grandes derroteros. Creo que tener fe es guiar nuestra vida no con la vista, sino con el corazón. La razón necesita muchas evidencias para arriesgarse, el corazón necesita sólo un rayo de esperanza. Las cosas más bellas y grandes que la vida nos regala no se pueden ver, ni si quiera palpar, sólo se pueden acariciar con el espíritu. Tener fe es levantasrse cuando se ha caído. Los reveses y fracasos en cualquier área de la vida nos entristecen, pero es más triste quedarse lamentándose en el frío suelo de la autocompasión, atrapado por la frustración y la amargura. Tener fe es ver positivamente hacia adelante, no importa cuanto incierto parezca el futuro o cuan doloros el pasado. Quien tiene fe hace del hoy un fundamento del mañana, y trata de vivirlo de tal manera que cuando sea parte de su pasado, pueda verlo como un grato recuerdo.

Para concluir el post les voy a dejar una historia con un video de un padre y un hijo…

El hijo le preguntó a su padre, ‘Papá, formarías parte en el maratón conmigo? El padre respondió, si’. Fueron al maratón y lo completaron juntos. Padre e hijo fueron juntos a otros maratones, el padre siempre decía ‘si’ a las solicitudes de su hijo de ir juntos en las carreras. Un día, el hijo le preguntó a su padre, ‘ Papá, vamos a participar juntos en el ‘Ironman’ ‘ El padre le dijo si también.

El triatlón Ironman abarca unos 3,86 kilómetros nadando en los océanos, seguido por unos 180,2 kilómetros de paseo en bicicleta, y terminando con unos 42,195 kilómetros de maratón a lo largo de la costa de Big Island. IMPRESIONANTE!!!!!!

Vive y se feliz a pesar de todo…

Desde chico ví como pasaba la vida delante de mis ojos, y no sé porqué, pero siempre me tomé esos minutos para analizarla. Verdaderamente muchas veces no entendía los porqué, y hoy en día tampoco no los entiendo, pero al menos sigo deteniéndome a verlos.

La gran mayoría de las veces me puso triste tener que ver cosas que no eran de agrado, al menos, para mí. Y aprendí que en eso es donde no hay que detenerse. Mucha gente piensa que tiene grandes problemas, algunos dirán que hasta infinitos problemas, y que cuando se “solucionan” algunos, aparecen otros. He puesto “solucionan” entre comillas, porque me parece que esa no es la palabra correcta. Esto es igual que las estrellas que tienen millones de años luz, lo que significa que aunque se apaguen, las seguiremos viendo. Con los problemas quizás sea igual, pensemos por un momento, en un problema pasado, no creo que sea difícil, cada dos por tres tenemos algún problema, y mientras los tenemos, se nos hacen eternos, pero luego…solucionados o no, ya son problemas pasados en los cuales no hay que centrase más, y tampoco seguirlos mirando, pues ya no están…aunque sí sea bueno seguirlos teniendo presentes para nuestro futuro, y así tratar de no cometer los mismos errores.

Alguna vez leí por ahí una frase que dice “Los tiempos felices en la humanidad son las páginas vacías de la historia”, y tristemente tiene razón…lo pensaron alguna vez? Pues a eso voy, debemos cambiar nosotros mismos, para recién pensar y pretender algo mejor para todos.

Podría pasarme horas y horas escribiendo sobre el tema, así que esto es solo como una pequeña opinión, y recuerden que el disfrute de una vida sin sentido los lleva al olvido o los despeja del camino pero pueden caer en el vacío, la vida no es sólo lágrimas, oscuridad y mal estar…hay que vivir por algo, por algo que encuentres sentido, un camino y ningún vacío.

Por último, les dejo este video para que vean:

PD:  Quizás no vuelva a postear de aquí en adelante, por varias razones. Y este post lo hice a petición de mucha gente, a la que sé que no he respondido sus preguntas directamente, pero lo hice así, para que vean que cada uno puede ver desde el mejor punto de vista o sacar conclusiones de un problema o situación, y salir adelante :) Hagan que sus vidas cada día tengan más vida, y si se sienten desfallecer no olviden que al final siempre hay algo más.

Saludos

Mirando las estrellas

Enzo Fava

Mirando las estrellas me di cuenta que en cada una de ellas  existe un paraíso. Mirándolas a ellas descubrí la infinidad de cosas que perdemos. Ellas que están allá, tan lejos de este mundo, al menos sobreviven con su pequeño brillo; y nosotros acá, tan llenos de momentos, nos sentimos morir cuando algo se termina.
Mirando las estrellas comprendí el valor que no damos a la vida. Cuando ésta sin querer nos quita cosas, pensamos que es injusta y olvidamos que sin ella no seríamos quienes somos.
Hoy sin pensar vi volar una estrella en su gran mundo…
La vi volar sin rumbo y la noté perdida.
Me di cuenta que a veces no sólo en este mundo existe soledad que ellas también la sienten, como cualquier persona, pero al menos siguen brillando, buscando una razón para salir de ella.
En cambio acá, nosotros, pensamos que estar solos es el fin de la vida; y no nos damos cuenta que a veces la soledad nos ayuda a encontrar respuestas que no estaban.Mirando las estrellas pude ver que la felicidad llega en cualquier momento… que todo se termina en este mundo, desde lo más hermoso, hasta lo más molesto y doloroso.
Hoy mirando una estrella, sentí el calor aquel del amor que se fue Y descubrí que en ella están los sueños, los besos y aquel tiempo que se perdió algún día. Comprendí que el amor tiene un millón devueltas Que a veces nos sorprende, nos da felicidad, y a veces se transforma en lo peor que hay. Mirando una de ellas, crecí un poquito más Aprendí a sonreír, y a ver la realidad. Mirando una de ellas, pude ver la verdad:

Que no sirve el ORGULLO cuando existe AMISTAD;
Que no sirve LLORAR cuando un amor se va;
Que no vale la pena aprender a CALLAR;
Que no existen FRONTERAS cuando tenemos VIDA…
Y que aprender a VIVIR, ES LO MEJOR QUE HAY!!!

Como para pensar….

Hoy tenemos edificios más altos y autopistas más anchas, pero temperamentos más cortos y puntos de vista más estrechos.
Gastamos más, pero disfrutamos menos.
Tenemos casas más grandes, pero familias más chicas.
Tenemos más compromisos, pero menos tiempo
Tenemos más conocimientos, pero menos criterio.
Tenemos más medicinas, pero menos salud.
Hemos multiplicado nuestras posesiones, pero hemos reducido nuestros valores.
Hablamos mucho, amamos poco y odiamos demasiado.
Hemos llegado a la Luna y regresamos, pero tenemos problemas para cruzar la calle y conocer a nuestro vecino.
Hemos conquistado el espacio exterior pero no el interior.
Tenemos mayores ingresos, pero menos moral….
Estos son tiempos con más libertad, pero menos alegría….
Con más comida, pero menos nutrición….
Son días que llegan dos sueldos a casa, pero aumentan los divorcios.
Son tiempo de casas más lindas, pero más hogares rotos.
Por todo esto, propongo que de hoy en adelante;
No guardes nada “Para una ocasión especial”, porque cada día que vivas es una ocasión especial.
Busca a Dios, aprende a conocerle, lee más, siéntate en la terraza y admira la vista sin fijarte en las malas hierbas.
Pasa más tiempo con tu familia y con tus amigos, come tu comida preferida, visita los sitios que ames.
La vida es una sucesión de momentos para disfrutar, no es solo para sobrevivir.
Usa tus copas de cristal, no guardes tu mejor perfume, úsalo cada vez que te den ganas de hacerlo.
Las frases “Uno de estos días”, “Algún día”, quitalas de tu vocabulario.
Escribamos aquella carta que pensábamos escribir, “Uno de estos días”.
Digamos hoy a nuestros familiares y amigos, cuánto los queremos.
Por eso, no retardes nada que agregaría risa y alegría a tu vida.
Cada día, hora, y minuto son especiales….
y no sabes si pudiera ser el último…

Las Amistades se arman de pedacitos

Pedacitos de tiempo que vivimos con cada persona. No importa la cantidad de tiempo que pasamos con cada amigo, sino la calidad del tiempo que vivimos con él.
Cinco minutos puede tener una importacia mayor que un día entero.
Así, algunas amistades son hechas de risas y dolores compartidos; otras de horas de escuela; otras de salidas, cines, diversionas; y están aquéllas que nacen y uno no sabe por qué…
Tal vez de silencios compartidos, o de simpatía mutua sin explicación.
Hoy en día, muchas amistades son hechas sólo de e-mail y de esas no son menos importantes. Diferentes, pero NO MENOS IMPORTANTES.
Aprendemos a amar a las personas sin poder juzgarlas por su apariencia o modo de ser, sin que podamos concientemente etiquetarlas.
Hay amistades profundas que son creadas así.
Saint- Exupéry dice:
“El tiempo que perdiste por tu rosa hace que tu rosa sea tan importante”
Por eso el “tiempo perdido” con cada amigo hace que cada amigo sea tan importante.
Porque el tiempo perdido con amigos es tiempo ganado, aprovechado y vivido.
Son recuerdos para cinco minutos después, para dentro de un ahño o para siempre. Un amigo se torna importante para nosotros, y nosotros para él, cuando somos capaces de en su ausencia de reír o llorar, de sentir nostalgia, pena o alegría y en ese instante traerlo bien cerquita de nosotros.
Lo importante es saber aprovechar lo máximo cada minuto vivido o atesorarlo después en el baúl de los recuerdos, para tener tiempo para pensar con los amigos, aún cuando estuvieron lejos de nuestros ojos.
Junto todos los días “pedacitos” en una cajita bien adentro de mi corazón. Son mi tesoros y en los momentos tirstes, “armo” amigos que me acompañen…
GRACIAS POR EL PEDACITO DE AMISTAD QUE ME DONASTE!

El desafío del trigo

Un día un viejo campesino fue a ver a Dios y le dijo: “Mira, tú puedes ser muy Dios y puedes haber creado el mundo, pero hay una cosa que tengo que decirte:
“No eres un campesino, no conoces ni siquiera el principio de la agricultura. Tienes algo que aprender”.
-Dios dijo: ¿Cuál es tu consejo?.
El granjero le respondió: “Dame un año y déjame que las cosas se hagan como yo quiero y veamos que pasa. La pobreza no existirá más.
Dios aceptó y le concedió al campesino un año. Naturalmente éste pidió lo mejor y sólo lo mejor… ni tormentas, ni ventarrones, ni peligros para el grano. Todo confortable y cómodo… y él era muy feliz.
El trigo crecía altísimo. Cuando quería sol… había sol; cuando quería lluvia… había tanta lluvia como hiciera falta. Ese año todo fue perfecto, ¡matemáticamente perfecto!.
El trigo crecía tan alto que el granjero fue a ver a Dios y le dijo: “¡Mira!, esta vez tendremos tanto grano que si la gente no trabaja en 10 años, aun así tendremos comida suficiente”.
Pero hubo un problema…
Cuando se recogieron los granos todos estaban vacíos. El granjero se sorprendió y le preguntó a Dios: “¿Qué pasó?, ¿qué error hubo?.
Ante tal inquietud Dios le respondió: “Como no hubo desafío, no hubo conflicto, ni fricción, como tu evitaste todo lo que era malo, el trigo se volvió impotente.
Un poco de lucha es imprescindible. Las tormentas, los truenos, los relámpagos, son necesarios, porque sacuden el alma dentro del trigo”.
La noche es tan necesaria como el día y los días de tristeza son tan esenciales como los días de felicidad. A esto se le llama lucha y esfuerzo.
Entendiendo este secreto descubrirás cuan grande es la belleza de la vida, cuánta riqueza llueve sobre ti en todo momento, dejando de sentirte miserable porque las cosas no van de acuerdo con tus deseos



Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 30 seguidores