La historia del bambú

¿Sabes? En el lejano Oriente vive el árbol cuyo crecimiento es el más rápido de todas las especies. Dicen que si te quedas quieto mirándolo, puedes verlo crecer, y no es de extrañar, pues crece hasta 32 metros por mes. Eso significa que crece un metro diario, unos cinco centímetros por hora. Es algo realmente sorprendente.
El Bambú es el árbol de mayor crecimiento de todo el planeta, quizás la criatura viva que más rápidamente crece, tanto así que en Japón, se usa aún hoy en día como materia prima y se le da una importancia aún mayor que al cemento, acero o al silicio de los semiconductores.
Sin embargo tú puedes tomar hoy una semilla de bambú y plantarla en el jardín de tu casa, puedes regarla durante meses y meses, y no conseguirás que brote ni el más pequeño tallo.
Eso podría ser una gran decepción para ti, ¿verdad? ¿Por qué esa planta que crece tan rápido no crece en tu jardín?
En un primer momento puedes echarle la culpa a la tierra, quizás sea demasiado pobre, pero si eres listo verás que otros árboles viven en ella, así que no debe ser esa la razón.
Quizás sea el clima de tu país, ¿Quién sabe? Quizás necesita otro ambiente para salir adelante.. Sin embargo en Japón y China se mezclan temperaturas extremas en todos los sentidos. Y esa planta aguanta el más caliente Sol y el Frío más extremo. De hecho es famoso por su habilidad para sobrevivir en cualquier circunstancia.
Quizás puede ser que seas tú, quizás el problema esté en ti, quizás tú seas un inútil y no puedas hacer que crezca el bambú.
Te reto a hacerlo, toma una semilla y riégala durante siete meses… ¡No lograrás nada! ¿Por qué lo sé?
Porque esa es una planta muy sabia. El bambú durante sus siete primeros años (si, siete años) crece hacia abajo, haciendo expandir sus raíces hasta lo más profundo. ¿Por qué? Porque es sabía y se está preparando. Se está preparando para después ser capaz de alcanzar el mayor de los éxitos y ser la planta con el crecimiento más rápido que existe en todo el reino vegetal.
Ser el número Uno no es fácil, hay que prepararse mucho para ello, y el bambú lo consigue gracias a siete años de profundizar sus raíces.
Entonces se hace tan poderoso que en un mes crece 32 metros, y aún cuando lo cortes seis veces, seguirá creciendo hasta los 32 metros en un solo mes. Por eso es tan apreciado. Porque sabe prepararse para triunfar, y si la desgracia cae sobre él, sabe renacer de sus cenizas y llegar otra vez a lo más alto empezando desde casi cero.
¿Por qué es capaz de hacer eso?
Porque sus siete años de raíces le dan la fuerza para ello, su vida reside en su raíz, y aunque cortes el tallo, este seguirá creciendo.
¿Has probado a cortar un Roble o un Pino? apreciarás que jamás vuelven a brotar. Ellos no se prepararon tanto como el bambú y acaban pagando eso con su vida, con su fracaso. Sin duda alcanzan un primer éxito más rápido que el bambú, a los pocos meses ya tienen un tallo fuera de la tierra.
Sin embargo un roble de siete años aún es un árbol pequeño, joven y delicado. Si le azota una tormenta lo arrancará y morirá; jamás podrá soportar que lo corten a la mitad horizontalmente, porque entonces morirá.
Y sin embargo el sabio Bambú, con sólo siete años y un mes, es un árbol poderoso, de treinta y dos metros, al que puedes cortar una y otra vez, la desgracia puede azotarle y una y otra vez seguirá creciendo. El éxito reside en él y ni aún la peor tormenta puede vencerle, su sabiduría al prepararse apropiadamente, le predestina para el éxito.

Los humanos somos como los árboles, con la diferencia de que nosotros podemos elegir entre ser Robles o Bambúes…

About these ads

80 Responses to “La historia del bambú”


  1. 1 philip agosto 13, 2009 en 11:40 pm

    Yo quiero ser como el bambu,gracias por esta sabia informacion.

  2. 6 yemser septiembre 17, 2009 en 12:59 am

    Maravilloso, me enamoré de tu escrito, felicidades =)

  3. 7 Pedro Eloy octubre 30, 2009 en 10:24 am

    Esta historia es realmente ejemplar para todo lo que deseamos obtener algun exito.

    Pedro Eloy

  4. 8 martha noviembre 12, 2009 en 11:58 pm

    gracias por tan importante explicacion…

  5. 9 Vicente Alava diciembre 30, 2009 en 1:33 pm

    Excelente tu aporte a la formación de valores..!

  6. 10 Pedro Eloy Artica S. agosto 5, 2010 en 12:31 pm

    Este tipo de historias nos hacen reflexionar cuan provechoso es para formar Valores a nuestros discipulos.

    CEPEA 2010 II

  7. 11 ofelia cardona cardona septiembre 29, 2010 en 6:34 pm

    hola me guasta mucho la historia del bambu y ojala todos los seres humanos fueramos como el bambu.

  8. 13 jose noviembre 5, 2010 en 1:54 pm

    OK,,PERO MI PREGUNTA ES DONDE EL BAMBU ECHA LA SEMILLA,,,ALGUIEN SABE????

    • 14 Zoraida Pinilla Serrano septiembre 11, 2011 en 1:58 pm

      He estado buscando en que parte de él se encuentra esa semilla, pero nada. En Home Center, venden de esas semillas, cuando vaya preguntaré al jardinero.

      Sin embargo entiendo que es por rizoma, ya que la floración de la planta es mas o menos cada 70 años.

  9. 15 VICTOR MATOS enero 20, 2011 en 12:03 pm

    Hola, me ha gustado la historia del bambu. Megustaria que las personas que crecieran ese metro diario de valores y conciencia para vivir mejor.

    Si pueden favor mandarme mas informacion del bambu, ya que quiero incurcional los trabajo del mismo.

  10. 17 carmen enero 23, 2011 en 1:27 pm

    Asi es como se fomenta en los Pueblos el espiritu a la libertad y la democracia
    Gracias
    Hermosa manera de hacer reflexionar.

    “La cobardía es la madre de la crueldad”.
    Michel De Montaigne

    “¿De qué se hace un tirano? De la vileza de muchos y de la cobardía de todos”
    Enrique Jose Varona

    • 18 yudy parrado abril 4, 2011 en 10:25 pm

      El texto nos deja una reflexión importante, creo que lo puedo aplicar a mi vida, he tenido muchas adversidades pero siempre lucho por salir adelante

  11. 19 arcides moreno marzo 4, 2011 en 11:07 pm

    es una historia muy bonita y muy motivacional gracias por compartirla cada vez que sea necesario volvere a ller el bambo

  12. 20 ISBELIA KARINA RINCON abril 2, 2011 en 4:15 pm

    Hay momento en la vida en donde nos toca decidir qué haremos en el futuro, es en esos momentos de la vida, en donde nuestra raíz se profundiza, pues nos concientizamos que lo que hagamos, afectará no solamente mi vida, sino a generaciones enteras; y aunque este procesos de decisión dure algún tiempo, el resultado depende de nosotros mismos.

  13. 21 marina abril 3, 2011 en 8:57 am

    Definitivamente, yo soy un bambÚ

  14. 22 Jorge Aroca abril 3, 2011 en 11:54 am

    El bambú posee un tesoro, son sus raíces. En nosotros la educación encierra un tesoro, que se convierte día a día en la base fundamental de nuestro conocimiento.

  15. 23 aquilino avila saavedra abril 3, 2011 en 12:00 pm

    el ser humano es el producto de todo su vagaje cultural y por ende un conquistador y buscador del conocimiento, se prepara toda la vida para dejar su legado a sus venideros.

    sorprendente esta especie como tal y cada hombre debe ser un bambu en cu contexto social.

  16. 24 ROCIO MILENY abril 3, 2011 en 7:22 pm

    Cada vez la naturaleza nos enseña cosas sabias para ponerlas en práctica con nuestros alumnos.

  17. 25 Luz Mireya Pérez abril 3, 2011 en 8:10 pm

    Mirar los cultivos de Bambú en fotos es algo maravilloso, no me imagino estar en uno de ellos…debe ser majestuoso, pero su crecimiento y evolución en la vida son realmente ejemplares para nosotros los seres humanos, el triunfo no se forja sobre bases falsas, por el contrario debe ser algo construido paso a paso y con solidez que permita más adelante alcanzar grandes logros en la vida…
    Muy buena la lectura

  18. 26 Luz Mireya Pérez abril 3, 2011 en 8:19 pm

    Que buena lectura de reflexión, es majestuoso ver imágenes de cultivos de bambu, no me imagino estar en uno de ellos, son verdaderos ejemplos de vida estas plantas nos permiten entender que para triunfar se debe forjar verdaderas bases paso a paso a través del tiempo…

  19. 27 Mireya abril 3, 2011 en 8:38 pm

    Me gustan mucho las lecturas de reflexión, me permiten hacer una autoevaluación de mi proceder y me llevan a mirar si en realidad estoy haciendo las cosas bien, el bambú es una planta ejemplar para los sers humanos porque el exito no se consigue de la noche a la mañana, por el contrario se debe construir paso a paso sobre bases sólidas y a través del tiempo…

  20. 28 Rafael Ricardo Mantilla G abril 4, 2011 en 10:05 am

    Que gran lectura, sabia de la fortaleza del bambú pero no de su preparación en sus inicios. Y si, asi son los seres humanos unos deciden subir rápido o alcanzar metas velozmente pero en realidad pensaron en estas como proyecto de vida o escalones para ser cada dia mejor…

    Se ve en el día a día como cae fácilmente gente que alcanzo la “cima” pero al menor tropiezo caén y nunca más se levantan o tan si quiera lo vuelven a intentar; simplemente se dedican a vivir hablando de su pasado. Pero otras personas que uno ve que por más que afrontan situasiones adversas, que conviven con “mala suerte”, en condiciones desmejorables, pero que a paso lento van firmes y no se rinden para lograr sus metas y lo lográn estas son las personas que no importa que herencia tengan, que relaciones politícas, palancas, etc; sino, producto de su esfuerzo y constante disciplina que en un error no ven un problema sino una oportunidad que requiere de un momento para analizar y revisar en que se fallo para corregirlo y levantarse con más fuerza. Termino mi apreciacion con esta frase “Lo malo no es tropezarse con una piedra; sino, no levantarse, coger otro camino o vivir tropezandome con la misma piedra; me puedo tropezar n veces con piedras; pero, no no la misma”.

  21. 29 Lili abril 4, 2011 en 10:18 am

    Este artículo fortalece mi cuerpo y mi mente para los propósitos que me he fijadado cumplir. Y como bien dijo Aristóteles: “la educación es un ornamento en la prósperidad y un refugio en la adversidad”.

  22. 31 isbelia karina abril 4, 2011 en 12:45 pm

    En algún momento de la vida, nos toca tomar decisiones que hacen que nuestra raíz se profundice o sea superficial, de acuerdo a los resultados veremos que tan certera fue la solución que le dimos a nuestra decisión, pues llega un momento en la vida que no pensamos en el momento, sino en generaciones.

    La decisión de hacer una maestría, es una raíz que profundizamos por unos años, pero depende de nosotros mismos, que tan fuerte, eficiente y eficaz, sea el resultado de estos años de estudio.

    Adjunto un video de reflexión.

  23. 32 JAQUY abril 4, 2011 en 3:54 pm

    MI PROPOSITO DE HOY EN ADELANTE ES SER COMO EL BAMBU. CRECER EN CONOCIEMIENTOS, VALORES Y ACTITUDES, SIN DEJAR QUE LOS CLIMAS INCLEMENTES ME HAGAN DECAER.

  24. 33 Camilo Vallejo. Medellin - Colombia abril 4, 2011 en 4:45 pm

    Cuando realice mi pregrado lo aborde con la finalidad de prepararme en un saber especifico, al terminar dedique muchos años a crecer y dar frutos; hoy, he frenado este proceso para empezar a extender mas mis raíces, a través de la maestría que he iniciado y así ser más alto de lo que he logrado ser.

    Gracias por compartir este maravilloso escrito.

  25. 34 Leonardo abril 4, 2011 en 5:02 pm

    Excelente historia del bambu, es una gran reflexión.

  26. 35 Edward Valencia abril 4, 2011 en 6:20 pm

    Gracias por esa historia ya que es muy importante esa enseñanza para el reto que estamos empezando en nuestra vida.

  27. 36 Helena Baez infante abril 4, 2011 en 8:41 pm

    Definitivamente, el ser humano es la suma de sus decisiones, ser como el bambú, ser como el roble o el pino o ser un simple arbusto, depende de nosotros mismos.

  28. 37 Nathalia abril 4, 2011 en 10:59 pm

    Es un hermoso mensaje, que me invita a ser mas proactiva y a no bajar la guardia ante los obstaculos. Gracias

  29. 38 IRMA CRISTINA abril 5, 2011 en 9:42 am

    GRACIAS POR COMPARTIR ESTA HISTORIA.
    NUNCA DEBEMOS DEJAR DE CRECER A PESAR DE LAS ADVERSIDADES.

  30. 39 Yolfaris abril 5, 2011 en 12:15 pm

    Excelente reflexión. Querer es poder.

  31. 40 Luz Amparo Duarte abril 5, 2011 en 5:09 pm

    Esta historia me parece muy apropiada, pués uno siempre se debe fortalecer desde los inicios, desde las bases; de tal forma que no se tengan dificultades en la medida en que se avanza el cualquier proyecto que se emprenda

  32. 41 Lourdes L. abril 5, 2011 en 8:56 pm

    Muy interesante punto de vista.
    Al iniciar el curso y formar grandes raíces.
    ¡Suerte para todos y mucho éxito!
    Lourdes L.

  33. 42 Leonardo Riaño abril 5, 2011 en 9:23 pm

    Es una reflexión muy buena ya que nosotros estamos en un proceso muy importante que es la formación integral de nuestros muchachos y debemos ser nosotros con nuestro ejemplo bambús para ellos, para que formen unas raíces muy fuertes y sean personas de éxito en todas sus facetas.

  34. 43 VERÓNICA VALDIVIA FLORES abril 5, 2011 en 9:58 pm

    A todos mis compañeros del Diplomado del Nuevo Perfil del Docente, os digo que nosostros seremos todos como los Bambu, primero hechamos nuestras raices hacia abajo,quizas nuestros amigos, familiares, compañeros, no lo vean y mucho menos lo valoren, hasta pasado el tiempo, seran campaces de reconocer nuestros logros y metas. A todos nosostros Mucha suerte…..

  35. 44 Mireya Pérez abril 5, 2011 en 11:37 pm

    Me encantan las lecturas de reflexión y esta nos lleva a pensar en que nada se consigue con facilidad, no se puede construir sobtre falsas bases por el contrario es necesario construirlas paso a paso para alcanzar el exito…

  36. 45 Carolina Portilla abril 6, 2011 en 11:57 am

    Muy provechoso y motivante el cuento del bambù, nos llena de esperanza y de ganas de luchar y avanzar en nuestro quehacer y màs ahora que iniciamos un arduao e interesante trabajo.

  37. 46 Gonzalo Diaz abril 6, 2011 en 12:13 pm

    Realmente es una historia conmovedora, ojala nos enseñaran a echar raices para triunfar ante las dificultades diarias y mas aun seguir creciendo toda una vida.

  38. 47 Jairo Alfonso Correa Cristancho abril 6, 2011 en 7:32 pm

    Este es un mensaje excelente para compartir con personas que necesitan motivación hacia un futuro próximo. Lo estare compartiendo con mis discipulos.

  39. 48 Nidia Magnolia Díaz M. abril 7, 2011 en 12:05 am

    Esta es una excelente reflexión, debemos elegir ser como el bambú, fortalecer nuestras raíces para lograr el éxito, preparándonos cada día mas, si se nos presentan dificultades estaremos en condiciones de afrontarlas y superarlas.

  40. 49 Maribel Marenco abril 8, 2011 en 1:13 am

    Reflexionar un poco a partir del crecimiento de un majestuoso bambú nos hace pensar que el crecimiento empieza cuando fortalecemos nuestras raices para luego proyectarnos con la mayor humildad.

  41. 50 Maribel Marenco abril 8, 2011 en 12:14 pm

    Reflexionar a partir del crecimiento del majestuoso Bambù,hace pensar y buscar reforzar nuestro ser desde lo màs profundo y de esta manera poder reflejar con humildad nuestros logros.Un abrazo para todos y èxitos.

  42. 51 Claudia Lucia Cifuentes abril 30, 2011 en 5:15 pm

    Ya conocía la historia, es bastante gráfica, y ademas muy util para la reflexión, debemos reconocer la sabiduría de la naturaleza, la forma y los tiempos como hace las cosas, el crecimiento debe ser de abajo hacia arriba, primero las bases y luego sobre una base fortalecida, si construir el tallo y crecer a pasos agigantados dando frutos a la sociedad.

  43. 52 LUIS EDUARDO GUERRERO AMAYA mayo 1, 2011 en 2:27 am

    Excelente texto que nos proyecta a organizar y planear nuestro futuro, ya que las cosas y acciones diseñadas siempre saldrán bien

  44. 53 Manuel mayo 2, 2011 en 10:26 am

    Hola ojala todos los maestros tuvieramos esa capacidad de crecer personalmente a diario como persona, si nos damos cuenta el Bambu crece diariamente un metro, por que nosotros no podemos crecer diariamente como personas

  45. 54 Juan Porras mayo 2, 2011 en 11:47 am

    La vida es única para cada cual; cada uno tenemos nuestros espacios de acción y nuestras oportunidades. La clave del éxito consiste en tener abiertos los ojos del alma siempre para saber cuando debemos dar lo mejor de si mismos

  46. 55 Rodolfo mayo 3, 2011 en 2:19 pm

    Excelente!!!
    Voy a utilizarlo con los jóvenes de la Institución Educativa para reflexionar sobre nuestro rol.

  47. 56 Juan Carlos mayo 13, 2011 en 10:18 pm

    Interesante historia para reflexionar e interesarnos por los mensajes de la naturaleza, ejemplos para mejorar el comportamiento humano en la sociedad.

  48. 57 Fabi Luna agosto 12, 2011 en 12:51 am

    maravillosa historia es para atesorarla…muchas bendiciones

  49. 58 carlos vanegas septiembre 6, 2011 en 12:39 pm

    Buen tema para recibir un aliento de persistencia y de paciencia en nuestro comienzo, gracias lo interiorizare
    Carlos

  50. 59 RUBIELA HERNANDEZ ALVARADO septiembre 6, 2011 en 9:49 pm

    Elegir entre ser un roble o un bambú… suena fácil… “elegir”. Echar raíces no siempre es tan sencillo; crecer en cimientos, a algunos nos lleva mas que a otros… Sin embargo como lo dice esta bella canción: tarda en llegar y al final hay recompensa…

  51. 60 Natalia septiembre 6, 2011 en 10:02 pm

    me gusto mucho y me llevo a reflexionar sobre :¿por que hay seres humanos que triunfan y se mantienen y otros solo alcanzan el triunfo por un istante?

  52. 61 ximena rojas septiembre 6, 2011 en 10:08 pm

    en semanas anteriores había tenido la oportunidad de leer el mismo artículo, en el que el propósito principal es emprender esta nueva tarea académico sin temor a convertirnos en bambúes

  53. 62 JOHN FREDY CARRILLO septiembre 7, 2011 en 2:34 am

    Es increible ver como pasamos el tiempo pretendiendo obtener frutos rapidamente, sin darnos cuenta que todo es un proceso. Y que si primero preparamos el terreno para poder dar frutos estos seran eternos.

  54. 63 Yuderly GP septiembre 7, 2011 en 12:18 pm

    excelente historia, seamos como el bambú nunca es tarde para prepararnos y crecer

  55. 64 Nohora Leonor Alarcón menjura septiembre 7, 2011 en 1:00 pm

    Que lectura tan interesante y nos deja una enseñanza grande…..Reflexionemos para prepararnos más.

    Nohora Leonor Alarcón Menjura. Villavicencio (Meta)

  56. 65 EDITH septiembre 7, 2011 en 5:55 pm

    Interesante el ejemlo del bambú, realmento nos tenemos que preparar para todos los eventos, y así lograr los retos.

  57. 66 paula Barrera septiembre 7, 2011 en 9:07 pm

    cree en ti y serás un roble, lucha todos los días y crecerás como un bambú, recuerda: siempre se feliz!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

  58. 67 Amira Victoria septiembre 7, 2011 en 11:10 pm

    me encantó, gracias por compartir esta sabia enseñanza que nos dá la naturaleza, me identifico con el Bambú, durante los últimos siete años en particular Dios ha profundizado mis raices, ahora entiendo que me estaba fortaleciendo para las dificultades de la vida.

  59. 68 TATIANA BUSTOS septiembre 7, 2011 en 11:23 pm

    En algunos momentos de la vida hay que pasar desapercibido y mantenerse oculto frente al mundo para construir una fortaleza y hechar raices tan fuertes como las del bambu y asi salir al mundo y demostrar lo mucho que vales y resistir frente a las mas temibles adversidades, gracias por esta maravillosa historia…

  60. 69 Marcela septiembre 9, 2011 en 10:23 pm

    Muy bonita historia de reflexión, para nuestra formación y compartir en nuestro quehacer como docentes.

  61. 70 FRANCELINA PALACIO septiembre 10, 2011 en 7:49 pm

    Desde hoy creceré como el bambú para transformar mis realidades y alcanzar todas las metas que me he propuesto en la vida.

  62. 71 Zoraida Pinilla Serrano septiembre 10, 2011 en 11:08 pm

    Me gusta el bambú, esa es la historia fácil que todos quisiéramos ser, crecer y crecer sin tropiezos ser fuertes y no acabar. Pero analizándolo bien quisiera ser como el roble para volverme fuerte y no dejarme derribar, luchar por no tener obstáculos y mejor buscar superarlos, para salir adelante y crecer siendo más fuerte que el bambú.

  63. 72 Ernesto Rozo Jaimes septiembre 11, 2011 en 10:06 am

    LA SABIDURÍA ES UNA RAIZ PROFUNDA, QUE SOLO SE ALIMENTA DE LAS EXPERIENCIA Y EL CONOCIMIENTO!
    Esta es una muestra de la sabiduría milenaria de los Chinos, en la que siempre encontramos enseñanzas para el crecimiento interior, que por ende, se ve reflejado en el resultado de quienes somos, siendo éste directamente proporcional a la sabiduría que de una u otra forma se haya adquirido en diferentes momentos de nuestra vida, y la cuál esta ligada al desarrollo y crecimiento espiritual, emocional e intelectual en cada ser humano.

  64. 73 PATRY septiembre 11, 2011 en 11:56 am

    MUY BONITA HISTORIA DEL BAMBU, LOS RESULTADOS INMEDIATOS NO SON DURADEROS, ES NECESARIO INVERTIR TIEMPO PARA SER GRANDES DE VERDAD. GRACIAS POR ESTA REFLEXIÓN

  65. 74 José Orlando Nieto Ramírez septiembre 12, 2011 en 12:13 pm

    Excelente reflexión. Se trata de no ser superficiales, pues de ser así, será muy dificil poder sustentar lo que planteamos en nuestros aportes o tareas. Hay que estudiar, vivir intensamente y aprender de los demás. Jose Miel.

  66. 75 Liliana septiembre 12, 2011 en 4:37 pm

    Lectura muy inspiradora

  67. 76 Angela Bueno septiembre 12, 2011 en 9:19 pm

    Uf, que buena lectura para este maravilloso camino que recorremos. Gracias!

  68. 77 Yeirys Reynoso septiembre 13, 2011 en 11:03 pm

    Excelente texto,yo me identifico con el bambú ya que cada vez que me caigo me levanto con mas fuerzas para luchar y seguir adelante sin importar que tan grande son las caídas.

  69. 78 Elizabeth Agudelo Zapata octubre 4, 2011 en 12:31 am

    Esta maravillosa historia nos invita a reflexionar sobre los sueños y metas que queremos alcanzar en la vida. Tan solo necesitamos saber quién queremos ser.


  1. 1 negocios en internet | Blog Bernabe Arias Trackback en diciembre 24, 2011 en 7:02 am

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s





Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 26 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: